En su presentación, junto con Nicolás Burdisso, Gustavo Alfaro ya había adelantado que le iba a dar la oportunidad a los pibes. A nueve meses de su llegada, el entrenador Xeneize saca pecho al tener en el once titular a Nicolás Capaldo y Marcelo Weigandt.

Justamente el lateral, que le ganó la posición a Julio Buffarini, sostuvo: “Yo estoy desde chico en el club y siempre soñé con llegar al primer equipo. Es algo hermoso. Mis compañeros me dicen que disfrute cada momento y cada vez que me toque hacerlo intente hacerlo de la mejor manera y que de mi máximo”.

Pese a haberle sacado el puesto, el juvenil se refirió a la relación que tiene con el cordobés, por lo que agregó: “Con Julio tenemos una hermosa relación. Tenemos muchas charlas sobre cómo marcar en defensa o sobre cómo mandar centros en ataque. La verdad es que Buffa es una gran persona”.

Como todo el mundo Boca, el Chelo espera con ansia el duelo contra River por la semifinal de la Copa Libertadores, por lo que al ser consultado por el último partido en el Monumental, reveló: “Fue una sensación muy linda. El cuerpo técnico y mis compañeros me dan la confianza día tras día. Y la verdad es que me sentí muy cómodo. Estaba tranquilo, pero con muchas ansias de jugar”.

Por último, en diálogo con el sitio oficial, Marcelo Weigandt no se olvida más su debut en un Superclásico por lo que sentenció: “Apenas terminó el partido, mi mamá me mandó un mensaje y me contó que se puso a llorar en el momento en el que me vio salir a la cancha”.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí