El próximo martes por la noche, River y Boca abrirán una nueva edición copera del superclásico del fútbol argentino. Claro, está vez no es en la final, si no que ahora ocurre en una semifinal. La pelota comenzará a rodar primero en el estadio Monumental, luego descansará tres semanas para volver a accionar en la Bombonera y definirá el finalista que jugará por el título en Chile.

Este domingo a la mañana, Lechuga le comunicó al plantel la decisión que había tomado: concentrantodos. Citó al hotel Holiday Inn de Ezeiza del primero al último de los profesionales, incluidos los lesionados, y se dispuso a preparar el primer chico de la serie. En total son 25 los jugadores que ha convocado, destacándose la presencia de Daniele De Rossi, recientemente recuperado, y los tocados Paolo Goltz y Eduardo Salvio, de quien Alfaro habló en la conferencia de prensa.

Arqueros: Esteban Andrada y Marcos Díaz.

Defensores: Marcelo Weigandt, Julio Buffarini, Lisandro López, Carlos Izquierdoz, Junior Alonso, Paolo Goltz, Emmanuel Mas y Frank Fabra.

Mediocampistas: Nicolás Capaldo, Iván Marcone, Eduardo Salvio, Emanuel Reynoso, Alexis Mac Allister, Jorman Campuzano, Daniele De Rossi, Agustín Almendra y Agustín Obando.

Delanteros: Carlos Tevez, Sebastián Villa, Mauro Zárate, Ramón Ábila, Jan Hurtado y Franco Soldano.

Por lo pronto, Salvio siguió este domingo los pasos establecidos. Mientras los titulares hacían un trabajo regenerativo, él volvió a realizar una actividad de campo con buena intensidad y luego hizo sesiones de kinesiología. El tratamiento también lo seguirá por la tarde y así será también este lunes, en doble turno, buscando llegar a la primera semi. El Toto, evoluciona de forma ascendente.

Artículo anteriorFaltaron los goles
Artículo siguienteHalcón efectivo

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí