Club Atlético River Plate

Nadie se lo imaginaba: De no ser tenido en cuenta por Gallardo a ser la salvación de River

Marcelo Gallardo está repleto de felicidad porque está teniendo una inmensa alegría a cuestas de un jugador al que no tuvo entre sus planes.
jueves, 5 de noviembre de 2020 · 10:09

A lo largo de su exitoso ciclo en River, el Muñeco tuvo que deshacerse de varios jugadores a los que no iba a tener en cuenta. Pero, solamente hubo uno que, estando lejos de Núñez, le dio grandes satisfacciones al club, pero también al entrenador.

Es el caso puntual de Alexander Barboza, quien emigró a Independiente y, con el correr de los partidos, se transformó en una pieza fundamental para Lucas Pusineri. Pero en River no se lamentan por ello. Al contrario, se alegran por el presente del jugador, pero también porque sigue ayudando al Millo.

Cuando River recibió la negativa por parte de la Liga Profesional de Fútbol para hacer de local en el River Camp, los dirigentes se acordaron de que Independiente les debe dinero por el pase de Alexander Barboza, por lo que llegaron a un nuevo acuerdo con el Rojo.

En lugar de pagar por el alquiler del estadio del Rojo, River se lo descuenta por la deuda que Independiente tiene por el pase de Barboza.

Si bien hay un monto establecido de 70 mil dólares por el alquiler del estadio Libertadores de América para los partidos en los que River hace de local en el certamen continental, para lo que acontece al torneo doméstico, la cifra se reduce a 30 mil de la misma divisa.

Barboza no rindió dentro del terreno de juego cuando vistió la camiseta de River: tuvo un total de seis encuentros con la banda roja en el pecho, pero con flojas performances. Por eso mismo, Gallardo fue quien tomó la decisión de que lo cedan a préstamo. Finalmente, los dirigentes de Independiente hicieron uso de la opción de compra y a River, después de mucho tiempo, el defensor central comenzó a rendirle, dentro y fuera de la cancha.

 

Valorar noticia

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia