Club Atlético River Plate

¿Nace una joya? La nueva promesa que sueña con jugar en River

Teniendo al Pity Martínez como ídolo, un joven de la escuela de fútbol Ángel Labruna que pertenece a River sueña con poder debutar en el club de sus amores.
lunes, 5 de octubre de 2020 · 08:00

En un país tan futbolero como la Argentina un nene o una nena recién empiezan a caminar y como regalo tienen una pelota. A raíz de esto, el primer sueño es poder ser futbolista a nivel profesional y ni que hablar llegar al club de sus amores.

Justamente este es el deseo que tiene Daniel Dorado de 12 años. Más allá qué muchos en la actualidad tienen como ídolo a Lionel Messi y décadas atrás era Diego Armando Maradona, Dani mantiene a Gonzalo Martínez como espejo y tiene la ilusión de poder triunfar como lo hizo el Pity de la mano de Marcelo Gallardo.  

Las duras condiciones de vida que transita en la actualidad, lo llevan a querer cumplir su sueño no solo por él sino también para que su familia salga de la pobreza. Siendo hijo de padres paraguayos, el joven jugador de la Escuela de fútbol Ángel Labruna, que pertenece al Millonario y es un proyecto de la Fundación River, reveló: “Siempre quise ser jugador, desde chiquito veía los partidos con mi papá y mi hermano Marcos (17 años). Estoy contento porque me hicieron hincha de River”.

A pesar de la meta que tiene Daniel Dorado, que vive en Costa Esperanza (asentamiento situado a 40km de Buenos Aires) con su madre, María Báez, y que sufrió la pérdida de su padre cuando tenía casi 5 años, el 'Profe Ariel' Gómez, su entrenador en Pequeños Pasos, así como sostiene que hay que hacer hincapié en que hay que evitar alimentar el afán por el éxito también marcó: “Si bien Dani tiene condiciones, un talento y una inteligencia deportiva que debe explotar, es pronto para hablar de una carrera profesional. Vi muchos chicos como él, con capacidad, y a veces van pasando cosas y se van frustrando”.

Daniel Dorado es la nueva joya que sueña con llegar a la primera de River

Pero mientras tanto, Dani hace todo el sacrificio que está a su disposición para poder llegar a la Primera de River. En tiempo de pandemia y sin poder ir a entrenar, realiza los ejercicios que le indican por Zoom o por videos. Mientras que en situación normal y hace seis años va dos veces por semana a ejercitarse al club emplazado en el exclusivo barrio de Núñez donde tiene dos horas de ida y dos de vuelta para trasladarse.

Tanto es su sueño con poder vestir los colores que ama, que debe tomar dos colectivos y un tren para llegar. Aunque a veces un remis pagado por la Fundación River acorta las dos horas de viaje. Pero por el momento la escuelita no depende de la estructura del fútbol infanto-juvenil del club, sino del Departamento Físico del club.

Sin embargo, los que muestran condiciones como Dani Dorado tienen su chance de llegar a quedar en el fútbol amateur del Millonario, donde se eligen a los 30 mejores de cada edad para prepararlo para que lleguen a la Primera División. ¿Será el próximo Pity Martínez?

 

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
100%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia