Pese a no estar pasando por el mejor presente en el Real Madrid, Sergio Ramos siempre es garantía de solidez en la defensa y, por otro lado, más de una vez aporta goles importantes que hacen ganar partidos. En el recuerdo de todos está aquel testazo en la final de la UEFA Champions League, en la temporada 2013/14, cuando en el último minuto igualó el encuentro ante el Atlético de Madrid y sería campeón tras golear en la prórroga.

Esta vez, en un partido durísimo por el marco, tras el anuncio de la muerte de la hija del ex entrenador Luis Enrique, el Merengue volvió a aparecer. De penal, había ampliado la cuenta ante Rumania, partido que la Furia ganó 2-1, y lo dejó en la cima del grupo F con puntaje ideal.

España enfrentará a Islas Feroe y se espera que vuelva a sumar de a tres. Y Ramos no sólo podrá lograr el récord de mayor cantidad de partidos disputados con su país, alcanzando los 167 de Iker Casillas, sino que podría transformarse en el defensor con más goles a nivel selección. El que está siendo acechado es ni más ni menos que Daniel Passarella, campeón mundial en 1978 y 1986 -no jugó el último- con Argentina. El Kaiser tiene 22 conquistas, y el capitán de la selección europea está a tan solo uno. El ex presidente y DT de River, sin embargo, lo consiguió en 70 partidos jugados, muchos menos que los que disputó el central del Real Madrid. ¿Podrá Ramos? Esta tarde parece ser ideal para él.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí