El calibre de delantero que fue Gabriel Batistuta fue de tal grado que se mantiene como uno de los mejores que estuvieron en la Selección Argentina en las últimas décadas. Esa capacidad lo mantiene entre los más goleadores del combinado albiceleste.

En estos días, el ex jugador se está recuperando de una operación en una de sus rodillas y reveló: “Todos pasamos por momentos de dificultad. Yo estoy viviendo mi camino hecho de dolor y de operaciones, pero nunca perdí la esperanza. Para mí, el fútbol nunca ha sido divertido. No es un ambiente del que me gusta formar parte”.

Finalmente, el Bati, en la presentación de una película sobre su vida, agregó: “Tengo suerte, gané algunos trofeos, y todavía me recuerdan en Florencia, Roma o Milán. Es el mejor premio, significa que la gente me entendió y vio mis esfuerzos. Eualquier equipo puede ganar el scudetto. Cuando llegó Maradona, Napoli no había ganado nada, y con él lo ganaron. Nada es imposible”.

Artículo anteriorBuenas noticias para Independiente
Artículo siguiente¿Sigue en Paris?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí