Sebastián Beccacece no tiene paz. El entrenador, que comenzó su carrera siendo acompañante de Jorge Sampaoli, difícilmente encuentre la tranquilidad en su nuevo club. Después de dos grandes temporadas en Defensa y Justicia, le llegó la oportunidad en un club grande. Independiente echó a Ariel Holan y le dio las llaves del club al ex Universidad de Chile.

Incorporó futbolistas por más de 15 millones de dólares: Roa, Barboza, Chávez, Romero y Palacios. Hasta el momento, por más que hayan disputado pocos partidos, casi ninguno logró dar la talla y la mayoría son discutidos por los hinchas. Y el proyecto de Beccacece va quedando trunco. Primero, cayó en cuartos de final de la Copa Sudamericana por gol de visitante. Esta vez, el técnico del Rojo habría decidido borrar a dos jugadores clave: Nicolás Domingo y Pablo Pérez. Este último pateó la pizarra y entró en llamas al vestuario tras el primer tiempo en el partido que acabó en igualdad ante Lanús. El ex Boca jugó hasta los 33 minutos de la segunda parte, y pueden haber sido los últimos bajo el mando del DT.

El secretario general de Independiente, Héctor Maldonado, salió a calmar las aguas en Radio Cooperativa y a ratificar a Beccacece en su cargo en medio de tanto conflicto: “Nosotros lo contratamos por un año y no cortamos procesos”. También se refirió al conflicto entre el entrenador y Pérez, y negó que lo separen del plantel: “Sé que hubo una discusión y nada más que eso. Si hubo un error, que haya pedido disculpas está muy bien. En ningún momento se planteó separar a Pablo y a Nicolás del plantel, no sé de dónde salió esa barbaridad”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí