Como es moneda corriente en el último tiempo en el fútbol argentino, el resultado manda, y pese a la idea que puedas desarrollar o la clase de juego que muestre el equipo, si no se gana, la cabeza del entrenador rueda.

Así es como pasó en esta quinta fecha donde ya dos entrenadores que venían en la cuerda floja, luego de no conseguir una victoria, abandonaron sus cargos.

Por su parte, Crespo luego de empatar ante Defensa y Justicia por 1 a 1, se reunió con los dirigentes de Banfield y éstos definieron que debía dejar el cargo. En cambio, el Indio Ortiz, que venía cuestionado en la semana, tras caer ante Argentinos Juniors por 1 a 0, decidió irse del club.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí