Parecía ser una locura de Nicolás Burdisso, sin embargo con el correr de los meses pudo convencer a Daniele De Rossi que será el cuarto refuerzo de Boca. Su arribo al Xeneize generó una grata sorpresa para los propios y ajenos de la Superliga. Uno de eso es Marcello Lippi, quien supo levantar, con el volante, la Copa del Mundo con Italia en el 2006.

Sin dudar de la decisión que tomó el último capitán de la Roma, el experimentado entrenador sostuvo: “Estoy seguro que Daniele puede tener muchos años más en un alto nivel en un gran equipo mundial. Boca Juniors es un gran equipo mundial”.

Más allá de que se tiene que adaptar al fútbol sudamericano, el técnico italiano apuntó: “Es un jugador determinante, decisivo, de gran calidad. Un mediocampista que puede ayudar en la fase defensiva, en el mediocampo y en la fase ofensiva. Puede ayudar a todo su equipo, a sus compañeros. Tiene una gran inteligencia y capacidad. No sé cuántos años más jugará. No sabemos lo que la naturaleza le reserva a ninguno. Pero será un jugador muy importante en Boca este año”.

Sabiendo del cariño que puede recibir De Rossi en su llegada a la Bombonera, el entrenador que hace poco dirigió a la selección de China, pidió: “Deben recibirlo bien. Es una persona muy seria, muy importante muy decisiva, se pondrá a disposición con toda su experiencia, con toda su capacidad para el nuevo club. Tiene esas caracteríscticas, debe ser aceptado con todo el afecto”.

Por último, en diálogo con Super Deportivo Radio por Villa Trinidad, Lippi sentenció: “Pienso que será su última experiencia y estoy contento que, pese a ser fuera de Italia, lo hará en un gran club como Boca”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí