Un Manu ya retirado del profesionalismo y más relajado, revivió aquel trágico momento ocurrido hace 15 años atrás, en el que casi pierde la vida.

“No me mate de pedo” exclamó Ginobilli al recordar la situación que luego contaría de la siguiente manera: “En 2004 casi palmo durante mi luna de miel, no me mate de pedo. Se me vino un auto de frente que pasaba a un camión en una curva. Me tiré a la branquina y empecé a derrapar”.

Luego, continuó detallando: “Podría haber matado a alguien, podría haberme estampado contra un árbol, me podía caer en un precipicio o darme de frente con él. Ahí no había más juego olímpico, no había más carrera”.

Por último, en charla con Infobae definió la situación vivida con su esposa Marcela Oroño como “una moneda al aire”, este momento ocurrió Semanas antes de que la selección nacional se quede con la medalla dorada de los Juegos Olímpicos de ese mismo año.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí