Durante sus primeras semanas en Boca, Danielle De Rossi ha sido la gran revolución del fútbol argentino. No solo por lo que significa que un europeo llega a jugar al país, sino porque ha demostrado tener un gran carisma y ser muy terrenal, lo que genera una enorme empatía con los simpatizantes, no solo del Xeneize, sino de los otros equipos. El jugador contó que lo saludan por la calle, y palpitó un posible duelo frente a River por la Copa Libertadores.

“Muchos hinchas de otros clubes me paran en la calle. Hinchas de River, con respeto, me saludan” , comenzó el italiano, mostrándose feliz de la vida con el momento que está viviendo en Argentina. Por otro lado, palpitó lo que podría ser un cruce con el eterno rival en semifinales de la Copa Libertadores: “Sería un partido inolvidable como lo fue la final del año pasado, es un partido muy caliente que se sigue en todo el mundo, porque cuando se juega un Boca-River también se para Europa y todos se duermen tarde porque quieren ver”.

Por último, sin ocultar la expectativa que le genera un posible duelo con el equipo de Gallardo, De Rossi bajó un cambio y dijo que deben concentrarse en lo que se les viene ahora, sin subestimar a Liga de Quito, que por algo llegó a esta instancia y puede llegar a complicar a su equipo: “Pensar ahora en las semifinales sería un error porque tenemos que jugar los cuartos contra Liga, que es un rival al que tenemos que valorar”. Se espera que el italiano vaya al banco de suplentes mañana, pero se perfila como titular para el partido de vuelta.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí