Club Atlético Boca Juniors

Una historia muy particular: de ser promesa de Boca a presidir un club del ascenso

A pesar de ser una de las grandes promesas que tenía Boca, terminó siendo reconocido en el fútbol de Malasia y ahora se encontró de manera sorpresiva con la presidencia de un club del ascenso.
jueves, 22 de octubre de 2020 · 08:00

A lo largo de su historia Boca sacó miles de jugadores de sus divisiones inferiores, donde muchos tuvieron la suerte de debutar y tener continuidad en el club, mientras que otros debieron salir a buscar su carrera en alguna institución del país o del exterior. Este es el caso de Juan Manuel Aróstegui que en 1999 era subido por Carlos Bianchi.

Sin embargo, una molestia en la rodilla lo dejó afuera de una pretemporada en Tandil que terminó definiendo toda su carrera en varias partes del mundo. Primero probó suerte en El Porvenir y Belgrano de Córdoba. Pero terminó marchándose al Selangor de Malasia donde se convirtió en un emblema y se mantuvo por varios años.

No solo en esas latitudes pasó, sino que su carrera como jugador tuvo los pasos por: Pachuca, Sportivo Belgrano, Universidad Católica, nuevamente Selangor, Salernitana de Italia, Vecindario de España, Chacarita, Aldosivi, otra vez Sportivo Belgrano (donde tuvo otra etapa más para retirarse) y ATM FA de Malasia.

Pero después de colgar los botines, Juan Manuel Aróstegui se convirtió en el coordinador de las juveniles de su amado elenco cordobés, donde también fue nombrado vicepresidente primero. Sin embargo, en medio de la pandemia del coronavirus terminó siendo el presidente del club.

Esto se dio por el caso de narcotráfico en el que quedó directamente involucrado su presidente, Pablo Esser. El ex mandatario fue acusado de asociarse con la barrabrava para la venta y distribución de cocaína por lo que el ex delantero de Boca está al frente de Sportivo Belgrano.

Justamente a lo ocurrido, el propio goleador marcó: “Empecé a ver fotos del club y nombres, que esto, que aquello... Así me enteré, fue una bomba. Para los que queremos al club fue un palazo en la cabeza. Imagínate que en San Francisco somos 70 ú 80 mil habitantes y es una locura algo así. A Pablo lo conozco desde hace años cuando tenía una pensión en el ´98 cerca del Hospital Argerich donde iban chicos de Boca. Nunca tuvimos amistad, pero sí nos conocíamos. Mi lazo era por la institución. No deja de sorprenderme todo. El título es muy fuerte y duro. Jamás te imaginás algo así”.

Sin escaparse a las obligaciones que le deparó el destino, el ahora presidente interino indicó: “Pensé en irme, pero no es mi forma, no soy así. Enseguida dije que me iba a hacer cargo con gente de mi confianza. Había que poner la cara y desvincular al club de esto porque no tenía nada que ver. Recién cuando el fiscal separó al club de este hecho nos tranquilizamos un poco”.

Juan Manuel Aróstegui pasó de ser una de las grandes promesas de Boca a ser presidente de un club del ascenso

Más allá que hoy en día la presidencia le llegó de sorpresa, es una de las metas en un futuro por lo que el ex Boca sostuvo: “Si hay unión y apoyo, a lo mejor el año que viene pienso en participar de las elecciones. Pero tendrían que pasar muchas cosas y todas buenas. Mi objetivo es dejar al club lo más sano posible”.

Por último, en diálogo con Infobae, Juan Manuel Aróstegui dejó en claro su objetivo en el elenco de San Francisco por lo que sentenció: “Jugar un día contra Boca o una Libertadores son sueños. Hay un largo proceso que cumplir para llegar a eso. Afirmarse en la categoría, darle participación a los chicos del club, tener espalda, pelear por ascensos... No quiero vender humo, tengo los pies en la tierra. Creo en los procesos y proyectos. Ojalá algún día se dé”.

 

Valorar noticia

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia