Nuevamente Lisandro Martinez volvió a destacarse en el Ajax. En esta ocasión con una asistencia perfecta de larga distancia para dejar solo a Promes y convertir su gol para el equipo holandes. El argentino sigue rompiéndola en la escuela del fútbol, donde que llegó.

 

 

Artículo anteriorEl punto no le sirve a ninguno
Artículo siguienteLa pasión en toda la piel

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí