Sin Lionel Messi, suspendido por sus dichos contra la Conmebol, la Selección Argentina cerró su gira en los Estados Unidos al enfrentar a México. Luego del empate ante Chile, la Albiceleste buscaba culminar con una sonrisa esta doble fecha FIFA donde Lionel Scaloni volvió a probar algunos jugadores para lo que serán las Eliminatorias Sudamericanas del próximo año.

A comparación de lo que fueron los últimos partidos, el entrenador Nacional sorprendía con un 4-5-1, para taparle las bandas al conjunto dirigido por Gerardo Martino y complicarle la generación de juego a los de centroamericanos. Si bien los del Tata se adueñaron de la posesión del balón a lo largo del primer tiempo, careció de profundidad y pagó caro cada falla en la salida del fondo.

Cuando empezaba a ser un monólogo de México, por tener la pelota, a los 16 minutos Leandro Paredes, tras recuperarla en el mediocampo, asistió a Lautaro Martínez que con tres marcadores se metió adentro del área para definir cruzado y convertir el 1 a 0.

Esta fórmula se iba a repetir varias veces en el partido, ya que la Argentina esperaba en su campo para comenzar a presionar. A los 21, Exequiel Palacios fue el que habilitó al Toro, con un pase filtrado, para que ante la salida apresurada de Guillermo Ochoa anote el 2 a 0.

Cada vez que la Albiceleste pisó el área, los Aztecas sacaron del medio. Sin tener peligro en ofensiva, los locales, ya que en el estadio de San Antonio era mayoría mexicanos, pagaron cada error de sus centrales. Llegando a la primera media hora, el árbitro sancionaba mano y penal de Carlos Salcedo, después de que Lautaro Martínez quería bajar el centro pasado desde la derecha de Rodrigo De Paul. Desde los doce pasos fue Leandro Paredes que le sacó el remate al delantero del Inter para marcar el 3 a 0.

En tres ocasiones, los dirigidos por Lionel Scaloni marcaban la diferencia de tres tantos. Si bien tuvo efectividad en el área rival, lo destacable para el equipo Nacional pasó por el poco, casi nulo, trabajo que tuvo Esteban Andrada. Para irse al entretiempo con más tranquilidad, a los 38, Exequiel Palacios volvía a encontrar a Lautaro Martínez, que tras la pifia de Néstor Araujo, puso el 4 a 0.

La ventaja abultada de la primera parte hizo que el complemento este demás, más allá que el cuerpo técnico lo aprovechó para darle minutos a algunos jugadores. Teniendo un poco más la pelota y defendiéndose con la misma, en el arranque era Rodrigo De Paul, quien buscaba agrandar la diferencia.

Sin sobresaltos, donde Esteban Andrada no tuvo participación a lo largo de la noche, la Selección Argentina se quedó con el triunfo por 4 a 0. Ahora la Albiceleste volverá a tener participación en la doble fecha FIFA de octubre contra Alemania y resta saber el segundo rival, donde continuará sin la presencia de Lionel Messi. Que se le sumarán las ausencias de los jugadores de Boca y River por estar enfocados en ese momento en las semifinales de la Copa Libertadores.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí